Noticias

Volver a Noticias

Los centros comerciales, ¿el escenario clave del sector de la franquicia de restauración?

Los locales en los centros comerciales son un objeto de deseo de todas las empresas del sector de la restauración. En estas grandes superficies se concentra su público objetivo, por lo que apostar por ellos suele ser una garantía de éxito para llegar a potenciales clientes. Así, sin un gran esfuerzo en marketing y comunicación las marcas pueden darse a conocer entre una audiencia cada vez mayor ya que, según el índice Footfall, en el mes de abril ha crecido en un 3,2% la afluencia de clientes a centros comerciales en España.
Para conocer las preferencias de estos consumidores, la consultora inmobiliaria internacional CBRE ha elaborado un informe titulado ‘Food & Beverage: el rol de la restauración en los centros comerciales españoles’. En él se analizan las conductas de consumo de restauración en nuestro país a partir de un estudio realizado a 22.000 personas en el área EMEA (Europa, Oriente Medio y África). Dentro de éstos, 1.000 eran consumidores españoles, que se sitúan
-con un 52%- entre los ciudadanos que más se preocupan por la oferta de restauración en estos centros comerciales.
El hecho de que le den esta importancia no ha influido, sin embargo, en el gasto que hacen en estos establecimientos. Así, son de los europeos que menos dinero invierten, situándose por debajo de la media europea, con 11,80€ de gasto frente a los 12 de promedio. Además, consumen en mayor medida a la hora del almuerzo, y en cadenas de restaurantes y establecimientos de comida rápida. También señala que se interesan por la comida innovadora, sana y orgánica y que entre sus principales preocupaciones está la relación calidad-precio; un aspecto que consideran que se debería mejorar.
Transformación de los centros comerciales
Para las franquicias de restauración estas superficies les ofrecen grandes ventajas. A una ubicación privilegiada, se une un ambiente de ocio y diversión, una temperatura estable, o un servicio de seguridad tanto para clientes como para los propios locales. También presentan inconvenientes, aunque, en general, no empañan sus beneficios. Entre estos se encuentran la gran competencia entre restaurantes concentrada en un solo espacio, o las condiciones de horario que impone el contrato con el emporio.
Con todo, los centros comerciales han experimentado una gran transformación en los últimos años, dejando de ser tan sólo un lugar de compras, para convertirse en un espacio donde se convocan también ocio y cultura. En el caso de Grupo Restalia, la potencia de sus marcas (100 Montaditos, Cervecería La Sureña y The Good Burger) ha hecho que tenga la oportunidad de estar en los centros comerciales más importantes de los países en los que opera. Este aspecto, igualmente, ha sido beneficioso para estos emporios, puesto que la gran aceptación que muestra el público por la oferta gastronómica de firmas como las de Restalia genera, a su vez, un mayor tráfico de clientes en estos espacios. Por esto, es fácil decir que la franquicia de restauración va de la mano de los centros comerciales.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.